Los tarjetahabientes que eligen Mastercard, tienen diferentes beneficios como 2X1 en Cinépolis, acceso a eventos de moda y gastronomía, valet parking, entre otros.

Impulsar la aceptación de tarjetas de crédito y débito en comercios Guatemaltecos, así como promover alternativas para realizar pagos electrónicos, es uno de los principales objetivos de Mastercard en el país. Dicho objetivo se ha venido trabajando en conjunto con la iniciativa privada e instituciones financieras para desarrollar estrategias efectivas de aceptación que faciliten el comercio y que permitan ofrecer los beneficios del sistema financiero a todos los segmentos.

“Mastercard busca lograr una sociedad inclusiva financieramente, logrando que cada vez más comercios en el país cuenten con opciones de pago con tarjetas de débito y crédito Mastercard permitiéndole a los tarjetahabientes realizar sus compras de una manera más práctica y segura y al mismo tiempo beneficiando a los comerciantes con mejores relaciones con sus clientes, pagos garantizados y seguros” afirmó Isabel Villagómez de la Peña, Directora de Comunicación de México y Centroamérica.

Los tarjetahabientes, no solo obtienen acceso a una amplia red de comercios que aceptan dichas tarjetas en Guatemala y alrededor del mundo, si no también experimentan una gran gama de beneficios en los que Mastercard se encuentra trabajando constantemente para aportar mayor valor a las cosas o actividades que más le importan a sus tarjetahabientes, como lo son conectividad, descuentos, beneficios en viajes, experiencias y tiempo de calidad para que disfruten con sus familias y amigos.

Algunos de los beneficios que pueden disfrutar los tarjetahabientes incluyen entradas 2×1 en Cinépolis, valet parking, además de acceso a importantes eventos de moda y gastronomía, entre otros. También pueden programar diferentes pagos electrónicos y disfrutar de plataformas digitales como por ejemplo Netflix, Uber, Amazon y Spotify.

Mastercard utiliza su tecnología y experiencia cada día, para hacer los pagos más seguros, simples e inteligentes, y tiene como objetivo desplazar el uso del efectivo, facilitar a la población alternativas para realizar pagos electrónicos y agilizar el comercio.